Bond Gourmet

Me confieso admirador de la saga de James Bond, recuerdo en un tiempo tener toda la filmografía, me llama la atención Bond como comensal, pues resulta tan exigente como para sus bebidas. Sus gustos son caros y muy variados, aunque encontramos con frecuencia que gusta de la langosta y , como postre, el aguacate. Y cuando no puede darse con los gustos, se adapta a las comidas locales (siempre las mejores):

En DIAMANTES PARA LA ETERNIDAD, que se desarrolla en Estados Unidos, toma Martini semiseco con una rodaja de limón, preparado con vermut Cresta Blanca ( que es una marca local). Come salmón ahumado y prueba Brizzola (carne de vaca cortada por el hueso, asada y terminada a la parrilla). Termina con medio aguacate a la vinagreta y un café expreso. Cuando se reúne con Tiffany Case, se castigan con caviar, chuletas de cerdo acompañadas de espárragos y salsa mousseline, y regadas por champagne rosado. Y , en otra parte, prueba Bourbon y agua de manantial mientras degusta langosta con mantequilla derretida.

En SOLO PARA TUS OJOS, mientras habla con Colomba, degusta un plato algo más cercano a nosotros, pero aún con algún componente exótico: Tagliatelli Verdi con salsa Genovesa (albahaca, ajo y abetos).

En DR NO, pide langosta hervida, mientras lo acompaña de un gin tonic con lima.

En MOONRAKER, mientras con M se encuentran en el Blades y observan al villano Drax, paladean un extraño postre: médula helada. Aunque quizás uno se equivoque, se trata de ni más ni menos que de … osobuco o el contenido del hueso, corrientemente conocido como caracú!.

Y donde mayores extravagancias a la hora de comer se encuentran, es durante el desarrollo de SOLO SE VIVE DOS VECES, que está ambientada en Japón:
Es frecuente en la novela verlo comer anguilas, langostas crudas con arroz, huevos de codorniz en salsa y algas marinas picadas, acompañado de sake caliente o plonk de arroz.
También come Fugu (el pez globo japonés), que es sumamente venenoso su hígado y glándulas sexuales, y debe ser preparado por especialistas. Lo cortan como pétalos casi transparentes.

Y lo más extraño es cuando, acompañado por Tiger Tanaka, el jefe del servicio secreto japonés, lo lleva a ver a un granjero. Le pide que le de cerveza de tomar a una vaca; Bond hace buches de Shōchū (ginebra sin fermentar) y lo escupe sobre el lomo del animal, haciéndole masajes, y después le dan avena. Cuando Bond y Tanaka parten a un restorán vecino, les sirven la carne de dicha vaca, que se puede cortar con un tenedor, y que le llaman Bistec Kobe. Y Tanaka le dice: “este bistec es la mejor carne que pueda encontrar, incluso mejor que la de Argentina”

A James definitivamente le gusta la buena comida, tiene un paladar muy sofisticado. Entre su comida predilecta está el lenguado asado, huevos cocotte, roast beef fría con ensalada de papa, su platillo favorito son los huevos revueltos servidos con café, especialmente si los hace la persona que lo ayuda en su casa. Sin embargo, lo que más le ha gustado comer, lo probó en Miami durante la novela “Goldfinger”, es cangrejo mezclado con mantequilla servido con champagne rosa helada.

Comida

james-bond-007-eating-caviarEn la novela Casino Royale, Bond explica que el hecho de ser soltero y, especialmente, su meticulosidad en todo lo que hace, son los principales motivos que le hacen ser tan particular en las comidas.

Los huevos revueltos son su plato preferido en las novelas, mientras que sus preferencias culinarias en el cine tienen el máximo exponente en el caviar Royal Beluga, concretamente el procedente del norte del Caspio y mezclado con yema de huevo.

Su comida del día preferida es el desayuno. Cuando se encuentra en Londres, toma un huevo hervido durante 3’20” exactamente. Según Fleming, en Inglaterra Bond se alimenta de lenguado a la parrilla, huevos de gallina y roast beef con ensalada de patatas. También le gustan las colas de langosta gratinadas, las croquetas de Lucio, y el foie gras. El mejor banquete de su vida transcurre en Goldfinger tomando cangrejos con mantequilla derretida y champán. Y en Diamantes para la eternidad confiesa a Tiffany Case que su idea de una chica que se le parezca es aquella que sabe hacer tan bien la salsa bernaise como el amor.

La principal diferencia entre novelas y cine, es que en el primer caso Bond es alguien que disfruta comiendo bien y de forma saludable. No obstante, en las películas se convierte en un gourmet que encima aprovecha para alardear de sus conocimientos. Sirva de ejemplo su interés en mostrar a M su máquina de café expreso en Vive y deja morir, la elaboración de una quiche en Panorama para matar o, incluso, reconocer un agente de SPECTRA en Desde Rusia con amor por el hecho de pedir vino tinto con pescado.

Bebida

bond_bebidaAunque beber relaja a Bond, nunca toma más de una copa antes de cenar. Eso sí, la que tome debe ser grande, fuerte y muy bien hecha.
Para acompañar el caviar prefiere un Don Perignon del 46 en las novelas, o un Don Perignon del 53 por encima de los 38º Fahrenheit (3º C) en el cine. Aparte del café turco servido no muy dulce, Bond digiere numerosas bebidas, todas ellas alcohólicas, aunque odia el té y prefiere el Martini seco con vodka, agitado, no removido, y acompañado por una corteza de limón.

Tanto en la novela como en la película Casino Royale, 007 bautizará su martini con vodka con el nombre de Vesper, en referencia a una agente doble llamada Vesper Lynd. Mientras que Henderson, en Sólo se vive dos veces, le servirá la bebida preparada justo al revés.

Existen distintas teorías alrededor de la elaboración “agitada, no removida” del martini de Bond. Andrew Lycett, biografo de Fleming, afirma que éste consideraba que remover puede disminuir los sabores respecto el agitado. Por otro lado, se sabe que el martini agitado estará más frio que removido, básico para que el sabor sea el corrrecto.

Sus vinos favoritos son: Rothschild del 47 y Pesporter Goldtropfecench del 53. En cuanto al champán, sus preferencias se centran en el Taittinger, el Bollinger y el Dom Perignon del 53.

Obviamente las bebidas desean enfatizar los lugares exóticos a los que viaja Bond. Así suele tomar bebidas típicas locales, como es el caso del Raki Turco o el Sake Japonés a 98,4º Fahrenheit (36,8º C), mientras que a veces se trata de algo más general, como beber bourbon en el Hemisferio Oeste, o whisky escocés en el Este. En la novela corta Risico, la bebida Alexander sirve como señal de reconocimiento entre distintos agentes.

La gran pantalla reducirá considerablemente el consumo de alcohol respecto las novelas y a lo largo de sus distintas aventuras cinematográficas, para acabar echando sorbitos de alguna botella de vodka Smirnoff o champán Bollinger R.D. La complejidad de las mismas también se reducirá, convirtiendo el martini medio seco con piel de limón de Agente 007 contra el Dr. No en un simple martini con vodka agitado, no removido, de Pierce Brosnan. Igualmente, la enfatización del lugar exótico con la bebida pierde su sentido y Bond toma martini, champán o whisky independientemente de su ubicación.

Tabaco

rogermooreEn sus orígenes literarios y cinematográficos, Bond fumaba una media de 60-70 cigarrilos diarios sin filtro. Desde su adolescencia utilizaba una combinación de tabaco turco y balcánico preparado en exclusiva por Morland’s, en el nº83 de Grosvenor Street, y adornados con tres aros dorados. Posteriormente pasó a fumar Senior Service. No obstante, las novelas nos dicen que no rechazaba algunas marcas como Chesterfield King o Lucky Strike en América, Laurens Jaune en Francia, Royal BlChesend en Jamaica, Shinsei en Japón, Diplomates en Turquía o Duke de Durham King Size con filtro.

No obstante, con el paso de los años y la voluntad de hacer de Bond un personaje políticamente correcto, éste abandonó su consumo de tabaco en Goldeneye, donde Pierce Brosnan optó por no fumar en una escena preparada al respecto a sabiendas de la influencia que el personaje puede ejercer.

Los puros Romeo y Julieta son un elemento que aparece puntualmente a lo largo de las películas. En Operación Trueno 007 recibirá un gadget de Q escondido en una funda de puros de esta marca. En la secuencia pre títulos de El mundo nunca es suficiente una chica le ofrecerá la posibilidad de fumarlo, aunque las cosas acabarán torciéndose. No será hasta Muere otro día que veremos a Brosnan fumar un Delectados Cubano.

Les dejo la receta de los famosos Huevos Bond :
Huevos revueltos James Bond (para 4 personas)

  • 12 huevos frescos
  • Sal y pimienta
  • 150 gramos de mantequilla

Romper los huevos en un recipiente. Batir completamente con un tenedor y condimentar bien. En una cazuela pequeña (o cazo con fondo resistente) derretir 100 gramos de mantequilla. Una vez derretida, se vierte sobre los huevos y a fuego muy lento, batir continuamente con un batidor de huevos pequeño.

Cuando los huevos estén ligeramente más húmedos de lo que sea su gusto, retire del fuego la cazuela, agregue el resto de mantequilla y continúe batiendo durante medio minuto, agregando mientras cebollín finamente cortado o finas hierbas. Servir sobre pan tostado calientes untadas de mantequilla en platos individuales de cobre (sólo para la presentación) con champaña rosada (Taittinger) y música suave.

Publicado en General y etiquetado , , , , .

Deja un comentario